Nigel Farage

European Leaders Attend The European Council Meeting In BrusselsNo me fio mucho de personajes como Nigel Farage. Su radicalidad no está basada en el idealismo sino en viejas historias decimonónicas. Su cacareado “soberanismo” no es más que una vuelta al calcetín cuando de un lado ya está sucio y gastado. Farage dimite porque dice que quiere recuperar su vida y su familia.¡Qué le vaya bien en el intento!. Sin embargo, hay razones que no ha dicho y que no tienen mucho que ver con el retorno al sosiego familiar. Las luchas internas dentro de su propio partido, UKIP, pesan demasiado y él ha decidido dar un estratégico paso atrás. ¿Volverá?. Lo cierto es que el Brexit está devorando a sus principales valedores.